Sobre esa clase de Regalos


Cuando tenía seis o siete años, mi padre me regaló mi primera cadena de música. Tenía un plato para vinilos, sintonizador de radio y doble pletina. Entonces, que un mico tuviera una cadena de música, era sin duda alguna un lujo. Y, por eso, cada vez que venían amigos de mis padres a casa, yo les preguntaba muy resabionda:

¿Queréis ver mi cadena de música?


Hay regalos que superan el concepto propio de regalo. Se les pone mayúscula, se les da un altar en un lugar sagrado y una no se cansa nunca de mirarlos, de deleitarse en ellos, de presumirlos. Cuando te hacen un regalo como aquella cadena de música, necesitas enseñarlo. Es un poco lo que decían de Luis Miguel Dominguín y Ava Gadner tras su célebre coito. Lo importante, después de conseguida la hazaña, es presumir de ella. Supongo que no deja de ser otra debilidad innata en el ser humano. Pero qué le vamos a hacer si así nos parieron.

Dicho todo esto, entenderéis que, tras rumiar durante 24 horas mi último gran regalo, ahora necesite enseñarlo, deleitarme en él, presumirlo en este blog.

7 comentarios:

franetico dijo...

Magnífico regalo, de vitrina y velita. Ha sido un gran placer encontrarte tras gambetear por este ciberespacio inmenso. Este gallego desvariado te votará siempre, y eso que no he cenado jazz en tu casa. un beso.

Northern Dancer dijo...

Muy amena y muy bien hecha tu página, la he descubierto de milagro, cotilleando en los premios 20minutos (enhorabuena, por cierto).

Me ha hecho gracia verlos links de los garitos de jazz de Madrid, te has dejado Moe's y el Café Berlín! Nos veremos pues por allí.

Por cierto, tienes también en internet una emisora que se llama K-Jazz, que es californiana y me parece muy buena. Te dejo el link http://www.jazzandblues.org/programming/listen/

Northern Dancer dijo...

Perdona por la última parte del comentario, habría jurado que no estaba Kjazz (jazz&blues en la lista!)

Ciao!

Anónimo dijo...

Dejame decirte que sigo pensando que tu blog es mejor. Ánimo Olvi, el próximo año habrá más justicia.
Besos. Carmelo

millass dijo...

Independientemente de que me guste o no, esté bién o no, haga su aportación al mundo de la música, etcétera,... No entiendo que le hayan dado el primer premio de blog, a un espacio que sencillamente no es un blog. Olvido, para mí y creo que para muchos más, tú eres la auténtica ganadora. De nuevo mis felicitaciones.

Olvido A. dijo...

Franético: gracias. Y estás invitado, cuando quieras.

Nothern dancer: faltan clubs, faltan radios, faltan un montón de cosas. Tomo nota. Poco a poco se irá ampliando. Muchas gracias.

Carmelo: gracias pequeño. Echo mucho de menos aquellas jornadas laborales en las que nos desahogábamos con Prima o Davis.

Millass: muchas gracias. Independientemente de lo que sea, es un espacio mítico. Felicidades para ellos. Besos

MeRiAdOx dijo...

Me gustó el regalo... me interpretó tb. porque yo tampoco soy un gran entendido, aunque escucho bastante jazz. Es verdad que faltan lugares y tiempos para esta música y para toda la música negra en general... hace unos días descubrí una tienda dedicada exclusivamente a música negra en mi ciudad... ahora solo me falta el dinero y mi vida estará completa... jajaja...

Saludos!!